Errores

Ya hemos escrito anteriormente sobre meta y objetivos . Tan importante nos parece este concepto que vamos a elegir como primer error la indefinición de la meta de un proyecto.

En más de una ocasión me han comentado que se iba a llevar a cabo “un proyecto para digitalizar todo el archivo”. En ese caso he tratado de entender si se me estaba comunicando una idea, una intención, una necesidad, o por el contrario un planteamiento técnico de un posible proyecto. Si se trata de esto último es, o bien una pérdida de tiempo, o un planteamiento muy atrevido con un alto coste final para alguien (cliente, proveedor o ambos).

Si la necesidad se conoce pero no se ha profundizado sobre ella, la función de orientación permanente y de referencia constante que la meta provee al conjunto del proyecto se diluye, creando las condiciones favorables para que afloren tempranamente factores de riesgo muy peligrosos. En este contexto es además muy probable que no existan indicadores para evaluar el éxito del trabajo (plazos, coste y calidad entre otros).

Un planteamiento erróneo en la descripción de una meta de proyecto podría ser:Digitalización del archivo de pólizas de clientes.”

 CONTRAMEDIDAS

1.- La meta debe ser sencilla, comprensible y orientada a la acción

2.- Debe definir globalmente qué se va a hacer

3.- Estará tentativamente acotada en el tiempo

4.- Debe ser realizable

5.- Se puede administrar

Con este esquema deberemos reorientar el planteamiento anterior: “Digitalización del archivo de pólizas de clientes de rama salud (55.000 expedientes), rama automóvil (206.000 expedientes) y rama hogar (88.000 expedientes),  antes del 31 de octubre de 2011.”

 Emilio Sanz, fecit.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies